Cafetera

de Émbolo

CAFETERA DE ÉMBOLO

HISTORIA

El primer diseño para este tipo de preparación fue patentado en 1852 por los franceses Mayer y Delforge. Este no sellaba la jarra por completo, así que no fue originalmente el diseño que conocemos hoy en día. La primera patente de una prensa francesa similar a la que conocemos actualmente, fue realizada por los italianos Attilio Calimani y Giulio Moneta en 1929.

El que probablemente ha sido el diseño más popular, fue patentado por Faliero Bondanini en 1958 el cual fue conocido en Francia en donde fue fabricado como ‘Chambord’. La popularidad del Chambord en Francia fue lo que le dió a la cafetera, su identidad francesa. Luego Bondanini comercializó el Chambord en el mercado del Reino Unido, como ‘La cafetera Clásica’.

¡hagamos café!

consejos para la preparación con cafetera de émbolo

Si es difícil presionar o bajar el filtro, quiere decir que la molienda es demasiado fina, y si el filtro se hunde y no hay mucha resistencia, entonces la molienda es demasiado gruesa.

Sírvelo inmediatamente después de la preparación porque va a continuar extrayendo el café agregando sabores amargos.

Asegúrate de limpiar bien y con frecuencia tu cafetera, ya que los granos viejos de café se quedan atrapados en el filtro y pueden dañar los granos frescos. La mayoría de los filtros se pueden retirar para limpiarse.

Si no te gusta el resultado, ¡juega con todas las variables! Preparar café debe ser un proceso experimental y divertido. La mejor taza de café es la que a ti más te gusta, os invitamos que la encuentres!